Donar

Una reforma real de Wall Street

“Quiero darle la bienvenida a una campaña que le dice a los poderosos intereses especiales, que controlan gran parte de nuestra vida económica y política, que ya no toleraremos la codicia de Wall Street, las empresas estadounidenses y la clase multimillonaria: la codicia que ha resultado en un país con más desigualdad de ingresos y riqueza que cualquier otro país desarrollado en el mundo “. – Bernie Sanders, marzo de 2019

Los seis bancos más grandes de los Estados Unidos tienen más de $10 mil millones en bienes, más del 50 por ciento del PIB de nuestra nación. Hoy, las cuatro instituciones financieras más grandes, JPMorgan Chase, Bank of America, Wells Fargo y Citigroup, son en promedio, 77 por ciento más grandes de lo que eran antes de que las rescatamos. Ninguna institución financiera debe ser tan grande que su fracaso pueda causar un riesgo catastrófico para millones de estadounidenses o para el bienestar económico de nuestra nación. Además, no solo debemos preocuparnos por el peligro que estas instituciones representan para los contribuyentes. La enorme concentración dentro del sector financiero está perjudicando a la clase media y dañando la economía, al limitar las opciones y elevar los precios para los consumidores y las pequeñas empresas. Debemos: